e-Valúame

Cloud computing en la administración española

Hace unos días publicaba un post sobre un estudio realizado por KPMG sobre el estado del arte del cloud computing en la administración. El informe tenía ámbito internacional y reflejaba de una manera clara nuestra madurez en el uso actual y futuro del cloud frente al resto de paises.

Este otro estudio realizado por El Instituto Nacional de Tecnologías de la Comunicación (INTECO) tiene ámbito nacional y recoge gran cantidad de información sobre el uso, motivos de adopción, uso futuro, etc. del cloud computing en ayuntamiento, cabildos, asociaciones, etc.

Pego el resumen ejecutivo:

 CONOCIMIENTO Y USO DEL CLOUD COMPUTING EN EL SECTOR PÚBLICO EN ESPAÑA

La extensión del cloud computing entre las entidades del sector público español es todavía limitada, y es más frecuente entre administraciones locales que entre organismos de ámbito autonómico o estatal. En cualquier caso, el modelo de despliegue más habitual es el privado.

  • Un 56,2% de las administraciones públicas españolas afirma conocer el concepto de cloud computing, con mayor o menor profundidad (un 15,6% dice conocerlo en profundidad, y un 40,6% ha oído hablar de ello, sin considerar que lo domina).
  • El uso de soluciones cloud computing en el sector público español es todavía reducido. Tan sólo el 33,4% de las entidades son actualmente usuarias de algún servicio en modo cloud computing. El 66,6% aún no ha apostado por incorporar algún servicio en la nube. 
  • Las administraciones de ámbito local son más activas en la adopción de cloud que sus homólogas autonómicas y estatales. Así, un 34,2% de las entidades locales se declara usuaria de cloud computing, mientras que en el caso de las autonómicas el porcentaje es de 28,7%, y 23,4% entre las de ámbito estatal.
  • La tecnología cloud computing ha llegado al sector público de manera reciente. Un 14,2% la ha incorporado hace menos de un año, y un 51,2% lo ha hecho hace menos de tres años.
  • Existe una prioridad por el despliegue de servicios cloud computing de carácter privado (el 58,2% de las administraciones públicas declara esta modalidad, frente al 31% que utiliza un modelo de despliegue público). Por detrás de ellas, las nubes híbridas son adoptadas por un 16,8% de las administraciones españolas y menor aún es la implantación de cloud en modelo comunitario, que apenas alcanza un 3,9% de penetración.

MODELO DE DECISIÓN SOBRE LA ADOPCIÓN DE SERVICIOS DE CLOUD COMPUTING

La búsqueda de ahorro, eficiencia y sencillez, son las motivaciones que empujan a las administraciones a contratar servicios cloud computing. Las entidades públicas que deciden saltar a la nube lo hacen después de hacer un análisis jurídico que tiene en cuenta, sobre todo, la normativa sobre protección de datos.

  • El ahorro económico, declarado por el 68,4% de las administraciones, y el ahorro de tiempo en la gestión de los recursos tecnológicos, con un 69,5%, encabezan la lista de razones determinantes para la contratación de un servicio en modalidad cloud computing.
  • El 41,7% de las administraciones españolas ha realizado un análisis de riesgos previo a la implantación del servicio cloud computing, bien de forma interna (29,9%), bien con el soporte de un proveedor externo (11,8%). En los casos en los que se llevan a cabo, los análisis se centran en los riesgos de integridad de la información (70%) y riesgos de privacidad (52,4%).
  • El 66,9% de las entidades públicas afirma haber considerado las normativas oportunas con carácter previo a la contratación de un servicio cloud computing . La normativa sobre protección de datos es la más ampliamente considerada (94,4%).
  • Solamente el 43,0% de las entidades del sector público solicita a los proveedores algún tipo de estándar de seguridad. Las administraciones que sí optan por solicitar estándares se decantan, en la mayoría de los casos, por la formalización de contratos de continuidad y acuerdos de servicio (55,2%), por la ISO 27001 (30,7%) y por la ISO 9000 (13,1%).

RESULTADOS DE LA IMPLANTACIÓN DE CLOUD COMPUTING

Las administraciones que han adoptado cloud computing perciben el ahorro en tiempo y costes como principales beneficios del modelo, y las cuestiones de integridad de servicios y datos como principales dificultades. El sector público español considera la nube como una ventaja tecnológica y, sobre todo, operativa, y han visto satisfechas sus expectativas iniciales con respecto a cloud computing.

  • El ahorro en tiempo (66,5%) y costes (53,7%) son los principales efectos positivos derivados del cloud computing , seguidos de la ampliación de los servicios ofrecidos por el organismo (51,2%) y una mejora de la productividad general (47,2%).
  • En el análisis de las dificultades a las que se han enfrentado las administraciones españolas en la adopción de cloud, resulta que el 29,5% de los organismos públicos encuentran que las cuestiones de integridad de los servicios y datos han dificultado mucho o bastante la adopción de cloud
  • Por detrás de esta mención, la falta de capacidad tecnológica del organismo (20,8%) y la pérdida de control de procesos y datos (20,4%) son problemas con los que se ha encontrado el sector público en su transición a la nube.
  • Las entidades del sector público están satisfechas con sus proveedores de cloud computing. Cuando se trata de medir la satisfacción con la calidad del servicio, las administraciones más satisfechas son las que han contratado sus servicios con proveedores internacionales. Así, el 79% de las entidades que han contratado servicios cloud con una empresa internacional están muy o bastante satisfechas con la calidad de la instalación; en el caso de organismos que tienen como proveedor a otra Administración, el nivel de satisfacción es del 70,6%.
  • En cambio, en el análisis de la satisfacción en términos de facilidad de contacto con el proveedor y disponibilidad del mismo, los resultados son mejores cuando el proveedor del servicio es una Administración pública. El 75,3% de los organismos que trabajan con proveedores de cloud del sector público se muestra muy o bastante satisfecha con su disponibilidad y facilidad de contacto. Cuando se trata de proveedores privados internacionales, el porcentaje desciende hasta 60,4%.
  • El 59,5% de las entidades públicas usuarias de la nube considera que cloud computing es una ventaja tecnológica, frente a un 17,8% que no lo considera así y un 22,7% adicional que no se posiciona al respecto. Por su parte, el 85,9% de las administraciones encuentra que la nube aporta un impacto operativo positivo a la propia dinámica de la entidad.
  • 3 de cada 4 organismos públicos valoran que se han cumplido sus expectativas sobre cloud computing, y un 9,4% adicional considera que se han superado. Solo para un 6,4% de las administraciones los resultados están por debajo de sus expectativas iniciales.

INTENCIÓN DE USO FUTURO

Entre las administraciones que ya están en cloud computing, las perspectivas de futuro son muy positivas: tienen intención de seguir trabajando en la nube, recomendarán esta tecnología a otras instituciones y esperan seguir obteniendo ventajas futuras del uso de cloud. Los organismos que aún no están en la nube, en cambio, se muestran más recelosos: pocos tienen intención de incorporar soluciones tecnológicas y, de ellos, son minoría quienes lo harán en modo cloud

  • La intención mayoritaria (94,5%) entre las administraciones usuarias de la nube es mantener el uso de cloud computing en aquellas soluciones que ya han sido migradas a esta tecnología. Solo un 0,2% de entidades reconocen que no mantendrá en el futuro la tecnología cloud actual, y un 5,3% se muestra indecisa.
  • El poder prescriptor de las administraciones usuarias de cloud es importante. Tres de cada cuatro entidades manifiesta que recomendará el uso de cloud computing a otras administraciones sin ninguna duda, y un 17,2% adicional reconoce que probablemente lo recomendará.
  • Un 81,6% de las entidades públicas cree que en el futuro aún obtendrán más ventajas derivadas del uso de la tecnología cloud computing , frente a solo un 3,4% que no está de acuerdo con ello y un 15% adicional que no se posiciona.

 

 

Entradas relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *